Sr. Pera sábado, 21 de mayo de 2011

No, no es LeMans, es LeMons. Una competición de resistencia por diferentes circuitos de Norteamérica, con fines benéficos, presupuesto máximo de 500 dólares por coche, y muchísima diversión.


Algunos conocéis el Mongol Rally, algo parecido a un rallye benéfico consistente en hacer una travesía enorme camino de Mongolia, con coches ridículos, y recursos mínimos, y donar el coche en su destino para volver en avión. No está mal, aunque tiene que ver más con la aventura que con las carreras. Las 24h de LeMons es mucho más interesante:

Carreras de resistencia (6h, 12h y hasta una de 24h) en circuitos por toda la geografía de los Estados Unidos. No hace falta ser piloto profesional, sólo pagar la inscripción (barata), y tener un coche que no supere los 500 dólares (preparación incluida, ojo). Sólo la equipación de seguridad obligatoria escapa a ese presupuesto, por motivos de sentido común. Y requieren una jaula, un extintor, unos arneses, y poco más. Incluso los organizadores tienen preparado un mercadillo de dichas piezas a un precio ridículo para abaratar los gastos a los equipos. 

(Sí, es un Suzuki Swift con faros de BMW e36, y quedan de lujo!)

Su organización combina 3 factores importantísimos: La seriedad en las carreras (se trata de correr para ganar al fin y al cabo), el factor benéfico y solidario de los ingresos, y el sentido del humor. Por eso uno de sus lemas es "Aquí pueden correr no sólo los idiotas ricos, sino todo tipo de idiotas".


En cuanto a los coches, son rigurosos con esos 500 dólares máximos. Tantos, que la organización te puede penalizar con vueltas extra cada 10 dólares que piensen que te has pasado, y se reservan el derecho de comprarte el coche obligatoriamente por 500 dólares, de manera que si haces trampas, pierdes dinero. Ante la pregunta de si puedes usar el coche con el que corriste el año pasado, responden que "si es una broma", y continúan con un "si eres capaz de resucitar un montón de chatarra así, y acreditas que es el mismo coche de anteriores ediciones, te dejamos pasar sin problemas".

(Que me digan de dónde han sacado un Datsun 240Z andando por 500 dólares, que me voy nadando)

Cada carrera es una fiesta. Siempre se llenan las inscripciones y se queda gente fuera. Se combina en la pista una mezcla de pilotos profesionales, gente que va a pasarlo bien, y auténticos payasos. Los premios son de unos 1.500 dólares en cada carrera, y hay uno por ganar, otro tipo jurado (al equipo más gracioso, más solidario, más espectacular, o lo que sea), y uno especial para hazañas únicas. Pero con semejantes premios, las carreras acaban siendo de verdad, y no una mera tontería de paseo a base de recaudar dinero para niños enfermos. Y eso mola bastante.

(A tres ruedas, muestra inequívoca de que aquí se viene a correr)

Hacen varias sesiones de carreras de resistencia, paradas para comer, dormir cuando sea necesario, y finalmente una gala de final de carrera con conciertos, fiesta, entrega de premios y buen ambiente. Suena apetecible, ¿no?

Nos quedamos con dos preguntas frecuentes recogidas en su web:
1) Tengo que llevar mi mierda de coche de vuelta a casa? No, si quieres puedes dejar el coche en el circuito y un camión lo recogerá y lo desguazará sin coste alguno.
2) Es necesario correr hasta el final cada coñazo de carrera interminable? No, puedes venir a correr lo máximo o lo mínimo que quieras, incluso hay equipos que vienen sólo a comerse los nachos que servimos.


Desde luego la idea es muy tentadora. Unir carreras para todo el mundo, solidaridad y buen humor, es algo que hace mucha falta hoy en día. Y ellos lo han hecho, con un calendario de más de 20 fechas por temporada, cosa bastante más seria que la mayoría de campeonatos profesionales serios en Europa (y van a circuitos decentes, ojito).

Si alguien se anima a montar algo así, que cuente con todo nuestro apoyo, y con el primer equipo inscrito desde ya.

5 comentarios:

tofu frito dijo...

Muy interesante, el mundo necesita más iniciativas así.

Por cierto, muy guapa la cabecera con los AE86 ;)

Sr. Pera dijo...

Gracias Mr.Fried-Tofu!!
Esa foto es de una subida de Osaka bastante conocida...

ELCULEBRAS dijo...

Yo me apuntaria tengo un crysler LeBaron 3.0 V6 que llevamos con el mas de 15 años y ya hace siglos que ni lo anunciamos..es marca de la casa asi que seria una opcion cojonuda xD.Vamos que yo me apuntaria SEGURO.Asique organizarlo que tampoco es tan complicado.Es hablar con alguien que se dedique ha hacer tandas y listo.Y de paso los que suministran ruedas para las drifting series pues tambien valdrian para dicho campeonato.Asi con las demas cosas.

PD:No estaria mal ver al lebaron vaciado y con unos sliks xDDDDDDDD

ELCULEBRAS dijo...

He estado dandole vueltas y la verdad...podriamos hablar con alberto pastor y organizar algo similar.Es cuestion de ver precios etc....

Eso si lo ideal es solo dar paso a coches muy baratos que no esten para desguaze claro,y que no tengan corte R o GTI.Es decir coches que no hayan sido creados para dar prestaciones puras.Fiat punto,opel corsa,bmw 318,cosas asi..no del tipo astra gsi,o peugeot 205 16 valvulas..xD.Por otra parte poner un limte de cv no de cilindrada ni par.Y poco mas...la verdad.

Sr. Pera dijo...

Sí, pero a poco que te pones a mover contactos, todo el mundo quiere sacar tajada hasta por dar los buenos días, y te pones en unos precios que a ningún participante interesan. Te puedes meter tranquilamente en más de 200 euros de inscripción, más el coste del coche, desplazamiento y gastos de piezas, y eso sin sacar un duro para dar un premio al ganador. O se hace MUY MUY BIEN, y en plan benéfico, o te salen unos números de disparate.

Publicar un comentario

¿Alguna objeción, súplica o ruego?