Sr. Pera lunes, 5 de octubre de 2015

Circuito, olor a goma quemada, y sonido de motores enfurecidos y gomas chillando desde todas partes, gente que respira gasolina en cualquier rincón del recinto, buen ambiente, muchas risas, música, bocadillos de lomo con queso... Y uno de los fines de semana más divertidos que recordamos.



Para algunos de nosotros el finde comenzaba la tarde del viernes, cargando gomas en la furgo y saliendo de viaje hacia el circuito, hacer noche por allí cerca y estar más frescos el sábado a primera hora. Yo, que como buen quemado medio no tengo un maldito euro, me ahorro el alojamiento y salgo de viaje el mismo sábado de madrugón. A las 7:00 ya estoy en la gasolinera echando un depósito de 98 octanos para desayunar, y a las 7:20 me están haciendo soplar en una rotonda. Paso de explicarles que no vengo de fiesta, sino que me voy ahora a la fiesta. Así que soplamos, las galletas y la leche no dan positivo, tal y como tenía planeado, y prosigo mi camino hacia Burgos, pensando en todo lo que nos espera.

(Quiere amanecer allí al fondo antes de que yo llegue al circuito. No pienso impedírselo. Hoy nada me va a estropear este día.)

Si hay algo que me encanta disfrutar de un evento así, es manosear los detalles. Me gusta madrugar para ir a un circuito, y pensar mientras desayuno que todo el mundo a mi alrededor duerme, porque tienen motivos para dormir, pero que nosotros estamos despiertos porque tenemos motivos para estar despiertos. Adoro ver amanecer mientras conduzco camino al circuito, fumarme un cigarro con la ventanilla bajada escuchando algún éxito irrepetible de Johnny Cash o de los Creedence. Me encanta llegar al circuito cuando aún no hay casi nadie. Disfruto salir un momento a la pista a ver cómo está el suelo esta mañana, y ver el leve sol del amanecer brillar de refilón sobre las enlazadas del fondo. Ya está comenzando lo que llevamos un mes preparando de forma precipitada y calculando cada detalle y posible imprevisto una y mil veces. Ahora ya no podemos corregir todo ese trabajo realizado, y será lo que Dios quiera. Los coches empiezan a llegar, y el ambiente se caldea. Comienza Track Parade.

La gente está nerviosa, todo el mundo parece improvisar, desde los novatos que se estrenan hoy como los que llevan mil años corriendo parecen estar igual de ansiosos, y no paran de preguntar dónde es el briefing, dónde las verificaciones, etc. Tandas Privadas se encargó de gestionar todas estas cuestiones, así que salieron de 10: en el briefing todo el mundo se enteró de todo, nos reímos, y se dieron las explicaciones de seguridad elementales, y alguna que otra instrucción adicional por lo especial del día. Los motores ya estaban calentando, la gente se ponía los cascos, y los comisarios ya estaban en sus posiciones para dar banderazo de salida a las TANDAS DE TRACK PARADE.

(Leo, que es un crack como hombre y como persona, y cuya vida está basada en hechos reales, ya no sabía por dónde recortar para ir más rápido con ese precioso Clio 16v rojo)

Las TANDAS LIBRES fueron un lujo. Divididos en dos grupos (derrapes sí / derrapes no) pudimos disfrutar bastante de todo, la gente pudo rodar a gusto todo el tiempo, y fueron muchos los que nos felicitaron por el ritmo general en pista, y el respeto que reinaba a la hora de adelantar y ser adelantado. Eso es lo primordial que buscamos siempre en estas cosas, y es lo mejor que nos pueden decir los participantes. Además, se pudo ver a varios novatos rodar realmente rápido con sus coches. Muchos ya estaban practicando y buscando referencias y trazadas para la crono del final del día (Hot Lap Challenge).

Los que rodábamos en la tanda de derrapes también lo pasamos bien. El único problema que tuvimos la mayoría fue la temperatura de la pista: El sol no quemaba pero sí picaba, la pista se calentaba bastante, y los neumáticos no duraban nada si no los dejabas refrigerar un poco. De hecho, el ritmo que llevábamos la mayoría era de "1 vuelta calentando + 1 vuelta buena + 1 vuelta de enfriar" porque si intentabas dar 2 vueltas buenas seguidas las gomas desfallecían de calor y empezabas a ir de morro, o el coche bailaba loco sólo en cada curva. Esta circunstancia tenía su utilidad: Practicar para el Hot Lap Challenge del final del día, sabiendo que sólo tendríamos una vuelta de calentamiento, más luego la crono a una única vuelta. Así que hacíamos eso, dábamos una vuelta estudiando el tema, dejando espacio al tráfico para luego hacer la vuelta buena, acelerar a fondo antes de meta, hacer la mejor vuelta posible aprovechando que las gomas están utilizables, y ver el tiempo de esa vuelta mientras damos otra enfriando. Todo tiene su lado bueno!


Entre los participantes había coches realmente de babear: Japos rabiosos y peleones, los preciosos Hondas de JDM Brothers Crew, BMW's de varios tipos, el famoso M3 e46 con compresor de nuestro viejo amigo Dan Adams, algún Impreza STI... Daba gusto ver y oír los coches rodar a fondo en un circuito en el que se puede ver la acción desde tan cerca.

Mientras descansamos de una tanda y otra, subimos a la parte superior del circuito, y cual fue nuestra sorpresa cuando vimos la grada al completo llena de gente!! Entre participantes, acompañantes y público general se había llenado la grada, la cafetería del circuito, y el muro de meta al completo. Por cierto, no habíamos visto Kotarr con las obras acabas, y especialmente la cafetería que han terminado en la parte de arriba, acristalada, con vistas a todo el circuito, el pit lane, una amplia barra, baños decentes, mesitas, terraza abundante, y unos bocatines de lomo con queso sólo comparables a la tortilla de patatas o a sus napolitanas de chocolate. Joder, no contábamos con este plus, y es un acierto si tenemos en cuenta que la mayoría estaremos todo el día en el circuito, que comeremos allí, que vamos con niños, o novias, o te toca reunirte con alguien para ver algún asunto... Para todo esto esa cafetería es un 10, y nos ha dado la vida a muchos. Además, los precios son justos, no está regalado pero no te meten un rejón aprovechando de que no hay nada allí cerca. Ya os he dicho que soy muy de disfrutar los detalles: Bajarme del coche, quitarme el casco, y subirme al bar a por una botella de agua y un pincho de tortilla es un placer casi insuperable en esta vida me cago en la leche...!


TPs CUP: En un momento dado del día se empieza a amontonar la gente en la grada, la ventana de la cafetería se vuelve a llenar, y la expectación se vuelca en la pista: Se empieza a formar la parrilla de salida de las TP's CUPS. Me mira asombrado Dan Adams desde la grada (conocido especialista con coches en cine y televisión, piloto de drifting y adicto a todo lo que tenga que ver con riesgo y velocidad), y me dice "esto no lo había visto en mi vida, están locos, me mola que no veas!". Entonces levanto la vista, y veo la escasa recta de Kotarr llena de coches de carreras colocados de dos en dos, casi sin espacio para moverse, y esperando el banderazo de salida. Estaba todo el mundo agolpado para ver a estos pilotos pelear codo con codo (nunca mejor dicho) en una pista que no da un respiro. Y no se fueron a su casa defraudados. Dos carreras de media hora en la que la acción en pista era CONSTANTE, con unos 20 coches compitiendo, se repartieron por todo el trazado, y había adelantamientos, salidas de pista (menores), pequeños toques, y apuradas de frenada en paralelo en casi cada rincón de la pista, cosa que se podía ver perfectamente bien desde la grada en la que todo el mundo mirábamos la carrera, con la terraza de la cafetería y sus mesitas incluidas. Nosotros somos muy poco dados a mirar cómo corren otros, o de ver carreras, y aquí no parábamos de mirar, de gritar improperios en cada maniobra, de dar voces, y disfrutar como niños pequeños. De verdad que ha sido una auténtica gozada.

Y llega el final del día, con este invento de cronometrada para todos los inscritos a las tandas que quisieran participar, bautizado como Hot Lap Challenge, y que era de muy sencillo funcionamiento: Sales a pista a dar una vuelta de calentamiento, cuando llegas a meta te detienes, un comisario te da la cuenta atrás, y sales desde parado como un energúmeno dispuesto a hacer tu mejor tiempo en una única vuelta. Una oportunidad, una bala, máxima presión, máxima diversión, la grada llena, tu madre mirando, tu novia mirando, tu vecina mirando, tus amigos y tus enemigos mirando, no les puedes fallar ahora...

Las cronos se dividen en 4 grupos según cilindrada (con coeficiente corrector para los sobrealimentados), y se entregan trofeos a los 3 mejores de cada categoría

(Última crono del día, la de Dan Adams, llega lanzado a la última curva para detener el cronómetro, le vemos entrar demasiado fuerte, y acaba metiendo el coche con una cruzada antológica de muchísimos metros pegando al muro, mientras el coche gana velocidad como loco mientras derrapa. Uno de los momentos del día sin ninguna duda, algo digno de recordar!!)

Además de ser un inesperado éxito de público, por la emoción de cada vuelta y por lo divertido de ver salir desde parado a cada tipo de coche, el Hot Lap Challenge ha sido un éxito para los participantes, que han tenido ocasión de sentir de cerca un poquito más de presión de la habitual en unas tandas, la diversión de salir desde parado con cuenta atrás, de ver la bandera a cuadros ondear al llegar a meta, los aplausos de la gente cuando regresas por el pit lane despactio, y el podium final con entrega de premios (que más parecía una fiesta familiar o una reunión de amigos que una entrega de premios formal). Muchos de vosotros nos habéis dado las gracias por esto, y las gracias os las tenemos que dar a vosotros por hacerlo tan divertido, tan competitivo y tan bien. 



Se termina un día épico, todos coincidimos en que ha sido un rotundo éxito a todos los niveles, tanto de afluencia de público, como de nivel de asistentes y participantes, de respeto en pista, de uso de las instalaciones, de escasos y leves contratiempos, y sobre todo, de disfrutar muchísimo de lo que más nos gusta durante todo el día, sin detenernos, con acción en pista, buenos coches, carreras divertidas, actividades entretenidas, un horario muy bien elaborado... Y todo es gracias a la ayuda de Tandas Privadas, que se han encargado de que todo saliese bien en cada detalle, de que todo estuviese en orden, de tiempos de espera, de seguridad... Cada vez que veíamos algo que corregir venía alguna persona de Tandas Privadas con su sudadera azul que ya se estaba haciendo cargo de ello. Sin ellos, probablemente hoy estaríamos dando salida a la segunda tanda del grupo de drift desde el sábado pasado, o entregando los trofeos... XD


Acaba la crónica pero no termina el día. Me gustan los detalles, y entre ellos destacan los de después de las tandas: Comentar con entusiasmo entre tus amigos, reírnos con la cagada de un amigo en una curva y meternos con él de broma, poner motes nuevos, celebrar los acontecimientos más absurdos, y volver a casa cansado como nunca, despacio, por el carril derecho, satisfecho de un día plagado de recuerdos que difícilmente se perderán en la memoria. Esta afición se hace grande, con mayúsculas, gracias a cosas así, y las amistades que valen la pena en esta pasión se forjan con días como este. Ha sido un mes de preparar todo exhaustivamente, de que no salieran las cuentas, de no ver claro nada, tirar para adelante, y finalmente comprobar que el esfuerzo tiene su recompensa con un éxito a todos los niveles que todo el mundo ha disfrutado como nunca. 

Gracias a todos los que habéis colaborado, organizando, ayudando, compartiendo, corriendo, viniendo, animando. Sois grandes, y os amo cosa bárbara.

17 comentarios:

Oldskool GTI dijo...

Y Mientras vosotros lo haceis yo lo sueño, ojalá algún día tenga motivos para levantarme a las 7 de la mañana con estos fines, solo de pensarlo se me ponen los pelos como escarpias. Que grandes sois.

Wete dijo...

Muy buenas tandas y muy buen espectaculo, muchas gracias!

Ander Arribillaga dijo...

gracias a vosotros chicos, pues nosotros solo disfrutamos de la parte bonita. fue todo un placer poder participar en estas tandas y en la Hot Lap Challenge (en la on board ya he visto algunos puntos donde puedo mejorar bastante), y cómo no, disfrutar de las tandas de drift y de la TPs Cup. fue divertidísimo ver que no había descanso en pista. no puedo hacer otra cosa que aplaudiros y agradeceros vuestro esfuerzo.

qué grandes sois, joder!.

PD: aquí otro que se levantó a las 6 para no hacer noche.

PD2: fue un placer poneros caras a algunos de los habituales de por aquí, como al chico de Civic Type-R FN2 de escape atronador de una entrada vuestra (lo siento, los nombres no son lo mío, yo soy en el Clio 197)

PD3: prometo (y queda aquí reflejado para siempre), que si la siguiente vez no tengo prisa por irme (mi hermano había quedado), os ayudo a recogerlo todo chicos.

PD4: tengo unas ganas increíbles de repetir.

Rivera_gz dijo...

Que gran dia pasamos en Kotarr!Que problemas tenia el 323ti rojo que no rodo casi nada?Era un buen rival para mi 323i.XD.
Una pena no poder medirme contra el crono en la Hot lap por un problema que aparecio en la ultima tanda del dia.
Para mi un 10 a la organizacion,participantes y gran nivel de coches.Ya solo por mirar merecia la pena acercarse al circuito.
Espero poder rodar algun dia en el Jarama con vosotros.
Un saludo desde Galicia.

Sr. Pera dijo...

Pues el 323ti rojo era precisamente el mío! El problema era que no me quedaban ruedas para volver a casa, y como pudiste ver, en cuanto dabas una vuelta a fondo, la segunda el coche empezaba a deslizar muchísimo, vi que no me podría volver a casa si gastaba las ruedas que traía, y preferí guardarme algo para rodar un rato por la mañana, un rato por la tarde, y hacer la Hot Lap Challenge al final con algo de grip. Hubiera molado rodar juntos un ratillo!!

Chechu91 dijo...

Mola

Carlos Álvarez Carrera dijo...

Genial crónica y genial evento. Buena gente y buenas manos. Un placer haber podido conocer en persona al señor Pera, a los chicos de JDM Brothers y otros participantes a los que no pongo nombre, gente con la que podías entablar conversación como si los conocieras de toda la vida.
La organización de 10, un programa genial que hizo que no nos aburriéramos en ningún momento. Yo entraba por primera vez a un circuito y te hacen sentir como un piloto de verdad (que al fin y al cabo es lo que todos quisiéramos ser). Los nervios previos a entrar en pista por primera vez, los preparativos, el buen rollo con la gente... aportan sensaciones impagables a los que estamos locos por los coches.
Estoy como loco intentando mejorar mis trazadas y mi coche para poder bajar al Jarama a disfrutar de nuevo con vosotros.
Un saludo desde Cantabria.

Chechu91 dijo...

Mola

Valentin Hernandez dijo...

Que sana envidia leer este blog, ojalá puedas vivir algún día alguna de las fiestas que organizan.
Saludos desde el paraíso de los fuel wasters

Valentin Hernandez dijo...

Que sana envidia leer este blog, ojalá puedas vivir algún día alguna de las fiestas que organizan.
Saludos desde el paraíso de los fuel wasters

Javier del Río Fernández dijo...

Mi enano de 4 años y yo lo pasamos de miedo tambien! Me dijo varias veces que él también quieria entrar a correr. Y que si yo era mayor, que por qué no entraba... Jajaja! De hecho fue él el que no se queria ir, las 7 de la tarde, camino de vuelta hasta Bilbao, y tenía que trabajar a la noche.. Casi no llego a currar por veros cabrones! Y eso que la noche del viernes le metí vacaciones al jefe exclusivamente para ir a la carrera!


Ambiente perfecto, e instalaciones perfectas, que pena que no organiceis así cerquita más a menudo.

A mi particularmente me parecieron especialmente espectaculares el m3 compresor y sus cruzadas interminables, lo rápido que rodaba el tts azul, el civic ultravaciado y el fn2 del averno.. Que forma de correr. Pero insisto, todos genial!!

Creo que estuve al lado del señor pera en varias ocasiones (de hecho tengo una foto tuya sacando con la reflex a las gradas), me fui con ganas de haberme presentado.. Pero tampoco queria molestar.

Ojito al rotulador rosa... Jaja! La picha en la luneta, y "se vende droga" era lo mas suave que se leía.. Jaja! Si esque vais to burlaos!!

No molesto mas! Sois muy grandes, segui asi!

PD: algún dia espero rodar con vosotros. Un abrazo!

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Sr. Pera dijo...

He suprimido el comentario porque:

1) Esto no es un tablón en el que mandar recaditos a otras personas.
2) No entiendo por qué dices que ese par de energúmenos seguro que leen este blog. Me parece ofensivo con los lectores de FuelWasters, y en mi casa nadie se mete con mis lectores.
3) No me mandes a mis tandas a los que hacen el gilipollas (me guío según describes la conducta de estos dos energúmenos), porque en mis tandas reina el respeto y las buenas maneras, y el que no sabe correr respetando a los demás va a la calle inmediatamente.
4) El cauce para denunciar las conductas peligrosas es la comisaría de policía o el Juzgado de Guardia. Soy abogado, y animo a todo el mundo a que denuncie con pruebas sólidas a todo aquel al que vean poniendo en peligro a los demás usuarios de la vía pública, y que nos dan mala fama a los que nos gustan los coches y sí sabemos cómo disfrutarlos sin poner en peligro a nadie.

Gracias por tu comprensión.

Pomporrio dijo...

OOOOLÉ Sr.Pera!!!

Anónimo dijo...

Yo ya no hago tandas, aunque conservo un casco que quien sabe si lo volveré a utilizar. Muchas veces, lo mejor de ir al circuito es ver los coches del parking, porsche 911, lamborguini, y esos ktm de fibra de carbono que pesan tan poco..
Interesante siempre leer los artículos, ajenos a las frikadas del tdi- gate o problemas similares. ¿que opinión le merece ese asunto?

Leroy Brown dijo...

"Adoro ver amanecer mientras conduzco camino al circuito, fumarme un cigarro con la ventanilla bajada escuchando algún éxito irrepetible de Johnny Cash o de los Creedence."

Así sí!! Me imagino la escena, con ese amanecer apocalíptico, dirigiéndote hacia la batalla con "Run through the jungle" y el rugido del 6 en línea como banda sonora. Epic!!!

Anónimo dijo...

Cuándo vais a pasados por el circuito de Guadix? Estoy rayando el suelo con los dientes de envidia!

Publicar un comentario

¿Alguna objeción, súplica o ruego?